Archivo de la etiqueta: Poesía

#54

tumblr_lq8ncxTfM41qz8306o1_500El tiempo se desliza entre tus dedos,
se va en el aliento que escapa de mis labios,
se pierde en las palabras que no llego a pronunciar,
se va surcando la piel de tu espalda, lejos,
se olvida entre nuestras almas infinitas
y tras la luz de tus pupilas haya eternidad.

//Escrito por Atlanthis. Todos los Derechos Reservados. //

Sin título (ya lo pensaré)

Soy difícil,
soy más difícil de lo que crees,
dentro de mí existe una oscuridad
que no conoces,
que a veces escapa
y domina al mundo.
Luces y sombras que bailan
en mi interior
y música que me ataca,
que rebota en mis paredes
mientras sangran mis órganos internos
y la niebla se agolpa tras mis venas.
Hay días de ésos,
que sólo es tu presencia
lo que libera un rayo de sol
que traspasa mis ventanas
y arremete atrás,
hacia las paredes,
la oscuridad.
Podría pensarse
que cuando eres feliz
ya no tienes días de ésos,
ésos en que los abismos
implosionan hacia fuera
y la ciudad se vuelve
una informe masa gris
de canciones en mis oídos,
de palabras,
de éste fuego sin aire
que resuena en mi alma
y la empuja hacia dentro y hacia afuera,
que la sacude, que la empuja,
que la llena de humo
y a la vez la despeja.
A veces la sangre se me detiene
y el universo gira
demasiado deprisa
y demasiado lento a la vez,
y los reloges me acorralan,
y las palabras me acuchillan,
estoy en una habitación blanca
y está llena de salidas.
Después todo se expande,
se contrae y algo se libera,
las pupilas se dilatan
y las ideas se asientan,
los átomos que por mi piel se deslizan
duelen menos,
me sacudo como un gato
y es un día más que pasa,
que se diluye.
Y casi,
soy un ser de tantos
otra vez.

//Escrito por Atlanthis. Todos los Derechos Reservados. //

Respuestas

1

Aquí me tienes,
pero no me tienes ¿verdad?,
porque no estoy
y tú tampoco estás,
porque no nos tenemos,
porque ese azul del cielo que yo miro
es el mismo que el tuyo
pero no es igual,
porque en mis sueños
perteneces a su espacio
pero no son los tuyos,
porque tu vida ha sido tan parecida a la mía
y tan diferente.
Tú no estabas,
y yo tampoco estaba ahí,
entonces.
Porque mis ojos nunca verán
lo que ven los tuyos,
porque tus iris jamás olerán el firmamento
del mismo sabor que los míos.
Es belleza,
y es incertidumbre,
el cosmos oscuro de estrellas
habitado de promesas,
no es la misma imagen,
el mismo color,
el mismo eco o caricia,
para las dos.
Aún cuando yo te imagine a mi lado,
aquí,
desde mi inmensidad contemplada.
2

Si alguna vez nombrarte bastara,
si fuera ésta…
Si mi vida,
la que ha sido, es y será,
pudiera fundirse con la tuya,
sus imágenes,
sus precipicios,
sus estrellas,
y tu y yo no fuéramos más que un abrazo,
que un beso,
que eternidad…
Si mis sueños se unieran
a los tuyos,
si tan sólo pudieran vivir…

/Rescatado desde el 2003/

//Escrito por Atlanthis. Todos los Derechos Reservados. //